AEROCAV: Lo más rápido y seguro

AEROCAV: Lo más rápido y seguro

*Una empresa venezolana, pionera del transporte de encomiendas

Hablar de transporte de encomiendas, carga y correspondencia en Venezuela es sinónimo de Aerocav, una empresa pionera que, en 1958, identificó un nicho en este tipo de servicio, llegando a ser considerada la alternativa ideal para envíos nacionales, dadas las pocas alternativas eficientes para esa época.

52 años después, la madurez de una empresa organizada, con visión de futuro y una amplia  experiencia en el manejo eficiente del servicio, ha hecho que Aerocav sea líder indiscutible en soluciones integrales en logística en todo lo relativo al almacenaje, transporte y distribución, nacional e internacional.

Este liderazgo es producto de una infraestructura operativa que garantiza su excelencia, integrado por un amplio abanico de soportes: administración de inventarios para recepción y manejo integral de mercancía, almacenes en las principales localidades del país, agencias y receptorías, definición de rutas, una robusta flota de transporte y un sistema integral de movimiento de carga automatizada – única en el país-, el cual maneja 30.000 paquetes por turnos.

El movimiento de camiones que a diario vemos por nuestras carreteras, autopistas y ciudades identificadas con el logotipo de Aerocav, son un reflejo de la operatividad de la empresa y de su radio de acción.

Gracias a esa flota de transporte de camiones: livianos, semi-pesados, pesados, unidades para transporte de vehículos (cigüeñas)  con y sin chofer,  y a ese personal, dedicado y comprometido con la empresa, el servicio de encomiendas -pequeñas, grandes, nacionales e internacionales-llegan a su destino de manera adecuada y oportuna.

Camiones y más camiones

Consolidado en negocio, lo más importante es mantener los estándares.  Es por ello que, para el perfecto funcionamiento de su flota de camiones, Aerocav cuenta con 03 talleres de mantenimiento: 01 para la flota pesada, 01 para la flota liviana y 01 de latonería y pintura; dispone de 04 grúas: 03 para asistencia vial a la flota pesada y 01 para asistencia vial a la flota liviana; personal mecánico capacitado y almacén de repuestos con respaldo para las diferentes marcas automotrices que integran su flota.

El mantenimiento oportuno y servicio programado de las unidades, la conducta responsable de sus operadores, las facilidades en las agencias de destino para la pernocta de sus conductores y el resguardo de sus unidades y carga, además de un eficiente sistema de rutas nacional que permite cumplir con los horarios pre-establecidos en cada uno de los servicios, sustenta el slogan de Aerocav: lo más rápido y seguro.

El primer camión, un Chevrolet Vikingo año 59 que inició este camino, ahora es parte de la historia.  Actualmente la empresa cuenta con 658 unidades, entre las cuales se incluyen: pickup, panel, furgón, cigüeñas, Low boy, grúas, volteo, chuto, contenedores, portacontenedores, plataformas, camiones pesados, semipesados, livianos. Sus unidades de transporte de mercancía están equipadas con tacómetros para el control de velocidad y tanques adicionales para combustible, lo que permite una autonomía de más de 1.500 Km. y minimiza el riesgo de las encomiendas en tránsito.

Aerocav cuenta con una escuela propia para de formación de conductores bajo la Dirección del Departamento de Adiestramiento y Desarrollo perteneciente a la Dirección de Recursos Humanos. Como organización, maneja sus procedimientos para la selección de los conductores, quienes son sometidos, previa contratación, a exámenes médicos, pruebas escritas y exigentes pruebas de manejo.

La flota crece en función de los compromisos adquiridos continuamente por la empresa y hace 2 años, Aerocav modernizó su logotipo e inició su cambio de imagen con un plan de renovación de flota; por lo que aún podemos observar los colores tradicionales amarillo y rojo en sus camiones, en contraste con la nueva y vigorosa imagen en grana, amarillo y plata.

Aquella modesta iniciativa de sus orígenes sumó años de experiencia, permitiendo que ese trabajo pudiera cosechar los frutos que ostenta hoy con orgullo toda la organización: mantener las posiciones logradas, la calidad del servicio, consolidarse como un “operador logístico integral” y alcanzar la internacionalización de sus operaciones.  Un claro ejemplo de perseverancia y excelencia.

Ana vander Berg

Articulos Relacionados